viernes, 5 de octubre de 2012

Anfernee, "Penny" Hardaway. Cuando sólo el cielo era el límite



 Era uno de esos jugadores que, sin duda, en sus comienzos, nos recordaba al prácticamente inigualable "Magic" Johnson. Con una planta increíble (2,01 metros y 100 kilos de peso), era, sin lugar a dudas, un base "atípico": hablamos del gran Anfernee, "Penny" Hardaway.

 Anfernee Deon, "Penny" Hardaway nació en Memphis, Tennessee. un 18 de Julio de 1971. Allí, en Memphis (mas concretamente en Binghamton, en las llamadas "Shotgun Houses"), se crió con su abuela, ya que su madre, soltera, se pasaba el día trabajando.

 El apodo tan curioso de "Penny" procede de su abuela, quién, ya de pequeño, le "bautizó" de esta curiosa manera, "Pretty", la cual sonaba casi igual que "Penny", ya que decía que Anfernee era "tan bonito como un penique" ("Pretty as a Penny"):


 Durante su infancia, lo más curioso era que Anfernee era un gran amante del football, pero su abuela, tremendamente protectora, se negaba a que "Penny" jugara a este deporte, ya que podía lastimarse.

 La etapa escolar de Hardaway transcurrió en Memphis, donde éste asistirá a Treadwell High School. Allí, jugando para el equipo del colegio, "Penny" demostrará ser un jugador TOTAL, promediando unos increíbles registros de 36,6 puntos, 10 rebotes, 6,2 asistencias, 4 robos y tapones por partido. "Penny" un chico de "otra galaxia", y "Parade Magazine" no dudó en nombrarle "High School Player of the Year":


 A "Penny", poco a poco, le iba llegando el momento de escoger universidad, y, por proximidad con con su abuela, decidiría quedarse en Memphis, para jugar en Memphis State University.

 Con los Tigers de Memphis, Anfernee permanecerá 3 años. Pero... "Penny" odiaba estudiar: durante su 1ª campaña con ellos, se perdería gran parte de la misma debido a que no alcanzaba el nivel académico mínimo para poder jugar en el equipo.

 Cuando Hardaway logró entrar en el equipo, casi a finales de la temporada 1990/ 1991, casi todo su sueño de jugar al baloncesto se va por tierra: una noche, saliendo de comprar un refresco, era asaltado por un desconocido, que le apuntó con un arma a la cara. El ladrón, nervioso, disparó (al parecer sin querer) al aire, alcanzándole a "Penny" una bala en el pie, lo que puso su carrera en serio peligro. "Pesé mucho miedo", decía Anfernee. "Nunca había visto un arma ni de lejos, y de repente, me encontré con una en la cara, y encima me dispararon":


 Para la temporada 1991/ 1992, Anfernee parecía llegar más fuerte que nunca, y será seleccionado, junto con otros jóvenes como Chris Webber, Bobby Hurley, Jamal Mashburn, Eric Montross, Grant Hill o Alan Houston, para formar el llamado "USA Basketball Developmental Team" (algo así como un combinado norteamericano del futuro), con el que se midieron al mismísimo "Dream Team" de Barcelona '92, teniendo el privilegio de ser EL ÚNICO EQUIPO EN HABERLES GANADO!.

 El año Junior (3ª temporada) de Anfernee sería espectacular: con 23 puntos, 8,5 rebotes, 6,4 asistencias, 2,4 robos y 1,2 tapones de promedio por partido, "Penny" era la auténtica estrella de los Tigers de Memphis, y toda la NBA estaba detrás de él:


 Tras 3 temporadas en Memphis, renunciaría a su año Senior (4º año), para poder jugar en la NBA. En Mayo de 2003, cumpliendo la promesa que le había hecho a su abuela, "Penny" regresó a la universidad para graduarse, terminando sus estudios, tras 10 años como profesional.

 En 1994, Memphis State University retiraba su camiseta con el dorsal "25".

 El sueño de "Penny" se hacía realidad, y se presentaba al Draft de la NBA de 1993, donde, siendo uno de los grandes favoritos, será escogido, en la 1ª RONDA, EN LA 3ª ELECCIÓN GLOBAL, por Golden State Warriors, en traspasaran sus derechos en el acto a Orlando Magic, a cambio de otro ilustre, Chris Webber.

 El sueño de Orlando Magic era hacer un juego interior IMPARABLE, con un tremendo Shaquille O'Neal llegado el año anterior, y con un también jovencísimo Chris Webber como ala- pívot, pero... el sueño de "Penny" era jugar al lado de Shaq. Tras dos "workouts" realizados días antes con los Magic, los de Orlando se quedaron enamorados del juego del genial base, por lo que el cambio de cromos con los Warriors no se haría esperar:

 En su temporada de debut, y ya en Orlando Magic, Anfernee comenzaría jugando como escolta, pero un veterano Scott Skiles, que jugaba en ese momento como base (es el actual entrenador de los Milwaukee Bucks), le enseñaría a jugar de base, convirtiéndose en un tándem terrible junto con el GRAN Shaquille O'Neal.

 El impacto de "Penny" en la NBA fue inmediato: con 16 puntos, 6,6 asistencias y 5,4 rebotes por partido, además de un total de 190 robos, "Penny" se convertía en un jugador referente en la Gran Liga. Quedaría además 2º en la votación para el "Rookie of the Year", tras, como no, Chris Webber:


 En su 2ª temporada en los Magic, Hardaway simplemente elevó su juego a otro nivel. Haciendo una pareja casi imparable con Shaquille O' Neal, "Penny" hizo unos pormedios de 21 puntos, 7 asistencias, 4,4 rebotes y 1,7 robos de balón por partido en temporada regular, que le valdrían a los Magic para llegar a las Finales de la NBA!. En su 2ª temporada (y la 3ª de Shaquille), los Magic llegaban a las Finales de la NBA, pero, desgraciadamente, aquellos Houston Rockets de Hakeem Olajuwon serían demasiado para unos jóvenes Magic. En aquellas Finales, "Penny" estuvo excelso, promediando 24,5 puntos, 4,8 rebotes y 8 asistencias por partido:

  En el comienzo de su 3ª temporada (temporada 1995/ 1996), una lesión de Shaquille dejaría a "Penny" sólo ante el peligro, estableciéndose éste como único arma de los Magic. Por 2ª vez consecutiva, Anfernee sería seleccionado para jugar el All- Star, promediando además durante esa campaña 22 puntos, 7 asistencias, 4,3 rebotes y haciendo un total de 166 robos de balón. El equipo llegaría hasta las Finales de Conferencia Este, donde perderían ante Chicago Bulls, y "Penny" se quedaría 3º en su carrera hacía el MVP. Parecía que todo funcionaba a la perfección en la vida de Anfernee Hardaway:

 Con la temporada ya finalizada, el verano de 1996 le valdría a "Penny" para conseguir su medalla de oro olímpica, en los JJOO de Atlanta '96:


 Pero... parece que toda bonita historia tiene un final (y a veces, no tan feliz). Para el comienzo de la temporada 1996/ 1997, "Penny" ve como toda su vida cambia, poco a poco. A principios de temporada, su inseparable amigo y socio en mil y una batallas, Shaquille O' Neal, abandonaba el equipo, rumbo a L. A. Lakers, lo que dejaba a Anfernee sólo ante el peligro de nuevo, pero esta vez de manera definitiva. "En aquel momento me pregunte: y ahora qué?", decía "Penny" en ESPN. "Perder a Shaq, como amigo, ya era duro, pero ver el futuro que se nos acercaba era aún peor", comentaba Hardaway.

 Es aquí donde comenzó la caída libre de "Penny"; las lesiones, continuas, comenzaron a aparecer, y Anfernee ya no parecía el mismo. Aún así, consiguió su 3ª participación consecutiva para disputar el All- Star. Esa temporada, "Penny" jugó tan sólo 50 partido de 82 posibles, y en 1ª ronda de Playoffs caerían ante Miami Heat:


 Pero si la temporada '96/ '97 marcaba el posible inicio de una caída... sin duda, la temporada '97/ '98 significaba la caída en picado de "Penny": al comienzo de la misma, Anfernee se destroza, literalmente, la rodilla derecha, lo que hará que se pierda prácticamente toda la temporada.

 Pero "Penny" se resistía a ver un posible cambio de rumbo, y tras forzar la máquina a más no poder, lograría ser nominado, de nuevo, para participar en el All- Star; su 4º y último All- Star:


 Su participación en dicho evento ya fue pobre de por sí, pero además fue muy criticado por los aficionados de Orlando Magic, ya que no entendían como "Penny", que había estado fuera por gravedad un período largo de tiempo, quería jugar un partido así. Tras este partido, Anfernee vería como los aficionados tenían su razón, y tras jugar 1 sólo partido con los Magic, volvió a lesionarse... en la misma rodilla.

 En la temporada siguiente (marcada por el "lockout"), Anfernee, con cierto sector de la afición de los Magic ya en su contra, volvió a jugar, y tras 50 partidos, su balance sería de 16 puntos, 5,7 rebotes, 5,3 asistencias y un total de 111 robos de balón.

 Al finalizar la temporada, en el verano de 1999, Anfernee Hardaway será traspasado, con los Magic ya algo "cansados" del declive de un jugador que antaño había sido el motor del equipo. Su destino?: los Phoenix Suns, a cambio de Danny Manning, Pat Garrity y dos futuras primeras rondas del Draft.

 Allí, en Phoenix, coincidiría con un genial base como Jason Kidd, y juntos formarían el llamado "Backcourt 2000" que tanto, a priori, ilusionaría a los fans de los Suns:


 Pero "Penny" parecía ya maldito, y por circunstancias de la vida (lesiones de uno y otro), ambos sólo llegarían a jugar 45 partidos juntos el 1º año.

 En la temporada 2000/ 2001, cuando todo parecía que volvía a rodar según lo estipulado para "Penny", de nuevo éste volvería a mostrar su peor cara, lesionándose, de nuevo, de esa maltrecha rodilla derecha, lo que le obligará a operarse, jugando tan sólo 4 partidos.

 El año siguiente (temporada 2001/ 2002), Hardaway pareció recuperarse de su particular pesadilla, llegando a disputar 80 de los 82 partidos posibles de temporada regular. Pero cuando no era por una, era por otra, y Jason Kidd fue traspasado a New Jersey Nets, llegando en su lugar el genial pero indomable Stephon Marbury, lo cual haría que las opciones de "Penny" comenzasen a diluirse. Mas tarde, llegaría al equipo un joven Joe Johnson (actual jugador de Brooklyn Nets), lo que relegaría a Anfernee al banquillo... por primera vez en su carrera!:


 Para la temporada 2002/ 2003, "Penny" ya había perdido su titularidad, y salía con frecuencia del banquillo, pero la vida quiso darle otra oportunidad a este genio, y la inconsistencia de su compañero Joe Johnson, quién meses antes le había "robado" su titularidad, le relegaría al banquillo, lo cual hacía de nuevo a "Penny" titular.

 Pero Hardaway, siendo ya un veterano y además con no demasiada "mecha", tenía que jugar con jóvenes dinámicos como Stephon Marbury, Shawn Marion o Amar'e Stoudemire, lo que hacía que, literalmente, no llegase a los partidos.


 El 6 de Enero de 2004, y tras 4 temporadas y media en Phoenix, Anfernee era traspasado de nuevo, esta vez junto con el genial Stephon Marbury, a los siempre legendarios New York Knicks.

 En la Gran Manzana, Hardaway estará dos temporadas (desde 2004 a 2006), donde entre él y Marbury se encargarán de llevar a los Knicks a los Playoffs. "Penny", sin duda, ya NO era el mismo, pero sus 10 puntos, 4,5 rebotes, 2 asistencias y 1 robo por partido en temporada regular resultaban algo esperanzadores, tanto para él a nivel personal, como para unos Knicks que confiaban en sacar "algo" de rendimiento a este genial pero débil jugador. Los Knicks caerán en 1ª ronda de PO ante los Nets:


 Su siguiente temporada volvería a ser más de lo mismo, y se la pasaría entera "luchando" contra lesiones. 7 puntos, 2 asistencias y 2,4 rebotes de promedio por partido serán su discreta carta de presentación ese año.


 De nuevo, llegaba el fin de "Penny" en un equipo, y el 22 de Febrero de 2006, los Knicks deciden traspasar a quién años atrás había sido un fenomenal base, junto con el joven Trevor Ariza (actualmente en New Orleans Hornets), a Orlando Magic... DE NUEVO, a cambio del explosivo Steve Francis. "Penny" volvía a casa, Orlando, pero de nuevo, no todo serían flores para Hardaway: 5 días después, los Magic cortan unilateralmente su contrato.

 Finalmente, tras algo más de un año parado, una nueva (y última) oportunidad volvió a presentarse en el camino de "Penny": esta vez, esa oportunidad se llamaba Miami Heat:


 El 9 de Agosto de 2007, "Penny" firmó con los Heat a cambio del salario mínimo para un veterano. Con 36 años, y varios de ellos ya como casi jugador "testimonial", Anfernee tenía la oportunidad de resarcirse, y conseguir, a la desesperada, su ansiado anillo. Y que mejores compañeros!: de nuevo, "Penny" volvía a jugar con quién años atrás había sido su mejor "guardaespaldas", el GRAN Shaquille O' Neal, además de también tener la oportunidad de jugar con otro gran genio como en ese momento era el joven Dwayne Wade.

 Por primera vez en su carrera desde que había llegado a la NBA, Anfernee NO podrá lucir en su camiseta el dorsal "1", y lo hará con el "7":


 Tras 4 meses en South Beach, el 12 de Diciembre de 2007, los Miami Heat deciden cortar el contrato de "Penny", significando esto el fin de su carrera.

 Tras años alejado de las pistas y de la vida pública, el año pasado, y con "Penny" ya contando con 40 años y residiendo en Miami (Florida), se especuló con la posibilidad de volver a "Penny" jugar al baloncesto, en la NBA. Todo ocurrió cuando a la estrella de los Heat, LeBron James, durante la presentación de las zapatillas Nike Air Flight Penny , se le preguntó por su base favorito: "Sin duda, el mejor base que jamás ha habido ha sido "Magic", os lo aseguro", dijo "El Elegido", pero después añadió: "pero si me preguntáis de los últimos años... tíos, sin duda, "Penny" Hardaway sabía como jugar a esto":

 Semejante comentario, y viniendo de quién venía, puso realmente los "dientes largos" a Anfernee, que rápidamente se puso en contacto con la organización de los Heat, para ver si sería posible planear un "workout" para examinar a "Penny", con la idea de volver, aunque fuese para algunos partidos. "Desde que me he retirado, juego regularmente al baloncesto. Juego, más o menos, 5 partidos completos por semana, y con gente de nivel, por lo que creo que estoy para jugar. Si Miami quiere que nos veamos, estaría realmente encantado". "Penny" aseguró que jugaría por el mínimo, y que si se pudiese, hasta devolvería el dinero. Finalmente, todo quedó en una historia que contar a generaciones venideras, y Hardaway... no llegó a entrenar con los Heat.

 Bien, pues esta ha sido la vida de Anfernee, "Penny" Hardaway. Sin duda, "Penny" fue un jugador que apuntó a lo más alto, en un momento en el que no había, posiblemente, nadie como él en cuanto a físico; con 2,01 metros de altura, "Penny" se deslizaba por la pista cual pez en el agua, pero las continuas lesiones de rodilla dinamitaron una carrera que, sin duda, se prometía brillante.

 En la despedida, y para los que quizás no hayáis podido verle jugar (o no demasiado), os dejo con un vídeo con algunas de sus mejores jugadas, para que disfrutéis de un jugador que pudo ser una GRANDÍSIMA estrella.

 "Penny" Hardaway. Lo que el viento se llevó:
















No hay comentarios:

Publicar un comentario