miércoles, 13 de junio de 2012

el 6º hombre: una sensación de seguridad



 Sin duda, es una de las claves ganadoras de un equipo y aporta una sensación de seguridad increíble; ese el el 6º hombre.

 La presencia de un 6º hombre de nivel en un equipo es, sin duda, un distintivo de solidez, de poderío, en cualquier equipo. No son demasiados los equipos que tienen a un jugador de estas características, e incluso hay varios equipos (la mayoría), que ni tan siquiera "parecen" tener en cuenta este importante rol.

 El 6º hombre, como todos sabemos, es ese jugador que sale "desde el banquillo", para aportar una serie de características que en ese momento son necesarias, o más bien imprescindibles. Pero no por ello deberíamos de considerarlo un "suplente"; de hecho, en la gran mayoría de los casos, el 6º hombre llega incluso a jugar más tiempo que un titular, y normalmente sus estadísticas son similares(e incluso superiores), a la de la gran mayoría de los titulares de un equipo.


 El 6º hombre, a lo largo de la historia (desde su CREACIÓN OFICIAL, en la temporada 1982/ 1983), presenta unas características únicas: es un jugador poseedor del llamado "efecto microondas" (por su facilidad para "calentar" un partido, y de una gran versatilidad; un claro ejemplo de esta versatilidad fue el gran Kevin McHale (HOF de los Boston Celtics y mejor 6º hombre de la historia de la NBA), quién, saliendo desde el banquillo, jugaba cómodamente en las posiciones de ala- pivot y pivot sin mayores complicaciones:


 Pero... quién inició esta "moda"?. Cuándo se "descubrió" este "status"?


 Bueno, el 1º gran 6º hombre DE LA HISTORIA DE LA NBA lo descubrió, lógicamente, uno de los tipos más inteligentes (sino el que más) en la historia de este deporte: el genial "Red" Auerbach. "Red", con su perspicacia habitual, encontró al mítico Frank Ramsey (base en los C's por aquel entonces), como suplente de lujo para dos grandes estrellas suyas: Bob Cousy y Bill Sharman. Sus estadísticas siempre fueron realmente espectaculares, aunque JAMÁS llegó a disputar un All- Star. Está oficialmente considerado como el "1º sexto hombre de la NBA":


 Como decimos, la "creación" oficial de este "status" en la NBA, data de la temporada 1982/ 1983, donde se "oficializó" este galardón, entregándosele a final de temporada regular al mejor hombre salido del banquillo. El 1º ganador de este trofeo, ya oficializado, fue Bobby Jones, jugador de, por entonces, Philadelphia 76ers:


 Y... cuáles son las bases?. Cómo se decide este premio?. Quién lo entrega?:




 El trofeo al mejor 6º hombre del año, oficialmente conocido como "NBA SIXTH MAN OF THE YEAR", se le entrega al mejor "suplente" a final de temporada. El jugador es seleccionado por un prestigioso y selecto grupo de 24 periodistas deportistas de EEUU y Canadá, y consta de un 1º puesto, un 2º puesto y un 3º puesto.

 Para su votación, existe un "calificación" que cada uno de estos periodistas asigna a cada jugador; el 1º seleccionado obtiene 5 puntos, el 2º seleccionado obtendrá 3 puntos, y el último y 3º elegido obtendrá tan sólo 1 punto. lógicamente, para "optar" a semejante premio, el jugador, en ningún caso, podrá haber jugado más partidos como titular que como suplente. En caso de empate a partidos como titular y como suplente, el jugador NO opta a semejante trofeo.

 El rol de 6º hombre no es para nada un puesto "fácil", ya que el jugador ha e tener una serie de características que le hagan ÚNICO; entre ellas están, por ejemplo, el llamado "efecto microondas" que antes mencionamos, una gran versatilidad y una cierta "capacidad de liderazgo". No en vano, de los 25 ganadores de este trofeo desde su creación, en la temporada '82/ '83, sólo 3 han logrado repetir premio: el gran Kevin McHale, el mítico Ricky Pierce y el alemán Detlef Schrempf. Kevin McHale, de Boston Celtics, junto con Detlef Schrempf, de Indiana Pacers, han sido LOS ÚNICOS JUGADORES EN LA HISTORIA en ganar este premio 2 años consecutivos (en la temporada 1983/ 1984, y en la temporada 1984/ 1985 Kevin McHale, y en las temporadas 1990/ 1991 y 1991/ 1992 Schrempf), estando considerado Kevin McHale como el MEJOR 6º HOMBRE DE LA HISTORIA:


 Por otro lado, tan sólo 2 jugadores que han recibido este galardón desde su existencia, pertenecen al selecto grupo del "Hall of Fame" (Salón de la Fama): Kevin McHale (como ya dijimos antes, el mejor 6º hombre de la historia), y el mítico Bill Walton, por aquel entonces también en los Boston Celtics (temporada 1985/ 1986):


 Una particularidad acerca del gran Bill Walton ha sido que ha sido EL ÚNICO 6º hombre de la historia de la NBA en ganar posteriormente un premio MVP de temporada regular.

 El 1º extranjero en ganar el premio al "6º hombre del año" fue el jugador alemán de Indiana Pacers, Detlef Schrempf, en la temporada 1990/ 1991, y en el año 2005, el jugador de Chicago Bulls por aquel entonces y actualmente en Detroit Pistons, Ben Gordon (nacido en Londres, Inglaterra), se convirtió en el 1º "rookie" de la historia de la NBA en conseguir el galardón:


 En la temporada recientemente finalizada (temporada 2011/ 2012), el premio al mejor "6º hombre del año", ha "caído" en manos del GENIAL James Harden, de Oklahoma City Thunder. Las estadísticas de Harden este año han sido simplemente aplastantes, promediando 17 puntos, 4 rebotes, 4 asistencias y 1 robo par partido, y convirtiéndose en el segundo 6ª hombre más joven de la historia de la NBA, sólo superado por el antes mencionado Ben Gordon, que consiguió el galardón con 21 años (Harden tiene 22 años). Las características de Harden, para hacernos una idea de la importancia del 6º hombre son múltiples: anotación, regularidad, consistencia y versatilidad, ya que puede jugar como escolta (su posición más habitual), como base (lo ha hecho en un sinfín de ocasiones), e incluso como alero, cuando el rival juega con un equipo "bajo" (ahí, os Thunder juegan con Westbrook de base, Sefolosha de escolta y Harden de alero):


 En cualquier caso, Harden "parece prometer" (si no se acomoda, algo poco propio dado su carácter) una larga temporada como uno de los mejores sextos hombres de la Gran Liga, dada su constancia, profesionalidad y aparente buen carácter. Jugadores como Lamar Odom, Jason Terry ó Jamal Crawford también fueron galardonados con este trofeo, aunque sus edades eran mucho más avanzadas que las de James Harden.

 El 6º hombre; clave de éxito.

 El vídeo es una dedicatoria a James Harden, como último jugador en haber recibido este trofeo. Deleitémonos con el juego de este fenomenal jugador:


2 comentarios: