miércoles, 2 de mayo de 2012

El inexplicable caso de Ed Curry



 Ed Curry; todos sabemos quién es, y creo que son pocos los que aún "defienden" a este jugador, que actualmente deambula por la NBA (actualmente en Miami Heat), en busca de la gloria que en días pasados llegó a tocar.

 Pero Ed Curry apuntaba alto ya desde muy joven; las malas compañías y su mala cabeza fueron las que "dilapidaron" a este jugador llamado a escribir con mayúsculas su nombre en la historia de la NBA.

 Eddie Curry Jr.; este es su nombre completo, aunque también se le conoce como "E- City" ó "Big Ed". Curry nace en Calumet City (Illinois), un 5 de Diciembre de 1982.

 Los comienzos de Ed Curry en el baloncesto fueron realmente esperanzadores. Sus padres de "pequeño" le llamaban Little Eddie", debido a su pequeño tamaño (quién lo diría ahora), y por su habilidad para botar el balón y penetrar a canasta (repetimos: quién lo diría ahora). Pese a ello, su madre siempre dijo que "de pequeñito, con tan sólo 7 años, Eddie ya era muy fuerte, pero era delgadito y pequeño, por lo que no estábamos muy seguros de que pudiese jugar al baloncesto; pero tenía grandes cualidades y una gran pasión por este deporte, por lo que su padre y yo decidimos apoyarle".

 Ed Curry acudirá a Thornwood High School, en South Holland (Illinois):


 Allí, en Thornwood, Eddie ya había alcanzado unas dimensiones y un volumen más considerables que años atrás, por lo que pronto se convierte en la referencia del equipo.

 Pese a su incapacidad para defender y para rebotear (algo que él siempre ha odiado), Curry tenía una calidad asombrosa y una movilidad y agilidad muy destacables, sobre todo teniendo en cuenta sus dimensiones. Jugando con la camiseta de Thornwood, Curry se convertirá, nada más y nada menos que en el mejor jugador de instituto de todo el país!. Ed Curry era ya una futura 1ª ronda, y muchos eran los equipos NBA que acudían a su instituto para ver sus partidos, llenos de fuerza y clase:


 Pero Curry, haciendo "gala" de su mal cabeza, decide que ese es el momento perfecto para irse a la NBA; "Hay momentos en tu vida en los que las ganas, el ansia y la pasión te pueden; y eso me pasó a mí, creo. Tenía ganas de ganar dinero, de sacar a mi familia de donde vivíamos, y aquella la ví como mi oportunidad... supongo que me equivoqué", comentó Ed Curry en una entrevista durante sus años como "Knickerbocker", en NY.

 Justo antes de ingresar en la universidad de DePaul, "E- City" decidirá dar el paso a la NBA, presentándose al Draft del 2001.

 Llega la noche del Draft, en el año 2001, y nadie dudaba de la elevada posición en la que Ed Curry se encontraría; en la 1ª ronda, con la 4ª elección global, los Chicago Bulls escogen a... Ed Curry, desde Thornwood High School. Justo delante de él en el Draft, sale un "conocido" nuestro: "nuestro" Pau Gasol (escogido por ATL Hawks y traspasado en el acto a Memphis Grizzlies). Parecía que, aunque algo pronto, la hora de Ed Curry había llegado.

 El joven Ed Curry debutará en la NBA con tan sólo 18 años, siendo considerado como uno de esos jugadores "a tener muy en cuenta":


 En Chicago permanecerá desde el año 2001 al año 2005, con unos números bastante discretos en su primera temporada (6,7 puntos y 3,8 rebotes), y evidenciando lo que ya todo el mundo sabía: Eddie ODIABA defender.

 Su rendimiento en la 2ª, 3ª y 4ª temporada fue aumentando, pasando de 10,5 puntos en su 2ª temporada a 16,1 puntos en su 4ª temporada en Chi- City, y promediando de 4,4 rebotes en su 2º año a 5,4 en su último en la "Ciudad del viento".

 Los números de Curry no eran del todo espectaculares, pero no eran nada malos, por lo que en 2005 y justo antes de traspasarlo, lo Chicago Bulls renovarán su contrato a razón de 11 millones por temporada. Es aquí donde empezará su "debacle", fruto posiblemente de su "pasión" por el dinero. Los que le conocen dicen que Curry es tremendamente generoso, y que si conocía a alguien que estuviese necesitado, por poco que le conociese, le daba dinero.

 En el año 2005, Ed Curry será traspasado desde Chicago Bulls a NY Knicks, llamado a ser la referencia ofensiva en la Gran Manzana. Tras dos esperanzadores años allí, en los que Ed promediará 14 puntos y 6 rebotes el 1º año, y 19,5 puntos y 7 rebotes en el 2º año... Curry se volvió loco, disminuyendo sus % de manera notable en su 3º, 4º y 5º allí; como referencia, para no meternos en detalles, anotaremos que los promedios de la última temporada de Curry en New York serían de... 3,7 puntos y 1,8 rebotes!


 A nivel deportivo, la mejor noche de Curry como profesional tuvo lugar un 7 de Abril de 2007, durante su 2º año en la Gran Manzana, donde anotó 43 puntos ante los Bucks de Milwaukee, y anotando.. EL TRIPLE FINAL, QUE LES LLEVARÍA A LA PRORROGA!!. Curry sólo ha intentado a lo largo de su carrera, anotando los 2.

 Pero los 3 últimos años de Curry en NY fueron un absoluto descontrol; se llegó a decir que en su casa, a las afueras de la ciudad, tenía aparcados permanentemente hasta 15 coches, todos bajo su propiedad, y que tenía más de 10 abrigos de pieles; sus amigos, siempre en fiestas en casa del fornido pívot, tenían acceso a todos sus coches, y ponerse sus abrigos, y a un gran botes con miles y miles de dólares en su interior, para apuestas y pizzas. El "único" requisito era que al final del día los coches y los abrigos estuviesen de vuelta en casa; el dinero daba igual. "Era para gastar", decía Curry; "El dinero no da la felicidad a largo plazo, pero durante aquellos años... tío, fueron años locos", le dijo a David Aldridge, de TNT, en una entrevista.

 También corre el rumor de que Ed Curry, si te apellidabas como él y vivías en la costa Este, tenías derecho a una especie de "pensión" por su parte: él te consideraba su familia, y por tanto, te daba dinero; el que necesitases. Esta era la "curiosa" manera que tenía "E- City" de "administrar" su fortuna (lógicamente ahora se encuentra viviendo con "lo justo", como él mismo admitió recientemente).

 Algunos de sus entrenadores siempre destacaron la inmensa calidad que almacenaba en su interior, pero que la calidad, sin trabajo y sin cultivarla, no valían para nada. Algunos de sus entrenadores decían que Eddie, literalmente, "pasaba olímpicamente" de ir a entrenar, alegando dolores de cabeza, dolores de barriga, problemas en los juzgados... Scott Skiles, antiguo entrenador suyo, fue claro cuando un periodista le pregunto: "Que necesita Ed Curry para ser un buen reboteador? Es tan difícil?", a lo que Skiles repondió con un rotundo: "Saltar; sólo necesita saltar!".

 Lois Knicks, cansados del pobre (por no decir nulo) rendimiento de Ed Curry, deciden desprenderse de él en el año 2010. Curry ya no era él que fue años atrás, y había pasado de ser un esperanzador pívot a, literalmente, un "cáncer" para cualquier equipo: su contrato, sus peleas, sus faltas disciplinares y su falta de ganas hacía de él un "pupilo" no deseado.

 Para hacernos una idea de las increíbles cualidades que Curry presentaba en sus inicios, diremos que en su año de Rookie, Curry estaba en unos "dignos" 2,11 metros de altura y 123 kilos de peso, lo que le hacían una verdadera bestia ofensiva; en su último año con los Knicks, el físico de Curry era propio de un pandillero de cualquier barrio de tipo "bajo" americano, con unos sorprendentes 160 kilos!!:


 La foto de la izquierda corresponde al físico de Curry al ser despedido de Knicks, y la de la derecha al físico de Curry tras someterse a dietas y ejercicio de manera regular cuando los Miami Heat "llamaron" a su puerta, al comienzo de la pasada temporada. El cambio es notable, aunque también lo es la "falta de cariño" por uno mismo que presenta Curry en la foto de la izquierda, más propia de un presidiario que de un deportista que cobraba 11 millones de dólares al año.

 El 10 de diciembre de 2011, los Heat de Miami deciden darle una "última oportunidad" (así la definió Pat Riley y jugadores como Wade o LeBron), y darle la oportunidad de demostrar quién podría ser. A lo largo de la temporada, Curry no ha dado síntomas de querer "reconducir" su vida y demostrarnos el talento de aquel chico de 18 años que debutó en la NBA prometiendo ser una estrella:


 Curry siempre ha reconocido, de manera sorprendente, que su lugar favorito para estar, tanto en Chicago (en sus inicios), como en Miami (su presente), es... el McDonalds!. Curiosa "afición" la de Ed Curry, que ha pasado, a lo largo de los años, de ser una posible estrella, a ser un jugador que ni tan siquiera llegó a ser un proyecto: dos buenos años en Chicago y otros dos también en New York es el balance positivo de sus 10 años en la liga de más alto nivel del mundo.

 Este es Ed Curry; uno de esos jugadores que teniéndolo TODO par triunfar, decidió arruinar su vida con vicios, gastos y malas compañías. Podría haber decidido empezar de 0 con los Heat, pero como ya hemos dicho en alguna ocasión... la cabra tira al monte.

 Este vídeo nos enseña lo "involucrado" que Ed Curry estaba con los Knicks en las últimas temporadas en el equipo; su puñetazo a Rondo, ante Celtics, fue inexplicable, y ni él mismo fue capaz de decir por qué lo hizo. Ed Curry y su "auto destrucción":




No hay comentarios:

Publicar un comentario